Opinión

El teletrabajo: protección con desafíos

Con oposición del sector empresario, la aceptación general del ámbito sindical, el impulso indirecto del Ministerio de Trabajo, Empleo y Seguridad Social y constituyéndose en un régimen desafiante, se aprobó el Régimen Legal del Contrato de Teletrabajo.


La nueva normalidad es con cannabis

Para quienes llevamos adelante la lucha por la legalidad del autocultivo de cannabis para la salud, actividad que venimos realizando y para la que no pedimos permiso sino reconocimiento, la presentación del borrador de la reglamentación de la Ley 27.350 de Investigación Médica y Científica del Cannabis y sus derivados por parte del Ministerio de Salud de la Nación (de la cual nuestra ONG participó como integrante del Consejo Consultivo Honorario), abre la oportunidad de corregir, finalmente, la mala reglamentación de una ley cuya sanción celebramos, pero que después no obtuvo ni voluntad política ni financiamiento.



Que el teletrabajo no implique resignar derechos

Entre otras muchas cosas que trajo la pandemia de Covid19, está la implementación, de hecho y sin más, del teletrabajo. Mentiríamos si no reconociéramos que los trabajadores y trabajadoras de la prensa y la comunicación venimos haciendo teletrabajo desde hace ya mucho tiempo, sobre todo en aquellas experiencias vinculadas a la autogestión.


¿Condenados a la informalidad laboral?

Lo que hasta hace poco resultaba llamativo y novedoso, hoy se ha convertido en una imagen habitual: cientos de repartidores en bicicletas y motos, vestidos con sus característicos colores y mochilas distintivas, grafican un escenario ya común en las principales ciudades del país.




El valor de una profesión

María Eva Centeno era una estudiante de derecho y un día, para ser precisos el 31 de diciembre de 1974, su padre, un reconocido abogado laboralista, le explico la sustancia axiología y ética de su actividad: «El ejercicio de la profesión sólo es digna de seguirse cuando el abogado es capaz de apasionarse por la causa de los oprimidos en la defensa que haga de ella frente a los poderosos”.


No es fácil ser cordobés

No es fácil ser cordobés, porque nacimos de una desobediencia, porque nos castigaron con una injusticia y porque nuestros fundadores eran algo raros: traían más libros que armas, cargaban vides, limoneros, olivos, higueras y los primeros rosales de la Argentina.